17 noviembre 2008

Conclusiones Move New Media 2008

El pasado fin de semana fue la feria de arte digital Move New Media 2008 en A Coruña, y allá que fuimos. Hay mucho mejorable, bastante, pero ojalá dentro de unos años continúe y digamos "os acordais el primer año cuando no había ni...". La impresión es que prepararon muy bien todo lo que rodea a este tipo de eventos...menos el evento.

La entrada no puede ser una mesa de camping con dos azafatas de ETT que no saben lo que hay ni donde son y a que hora comienzan los actos (en el peor de los casos se equivocaron). Expocoruña de entrada es un recinto estupendo para la XV Feria de Autónomos de Galicia o la Semana del Motocarro de Ocasión, pero no para preparar un evento tan publicitado como este sin acondicionarlo adecuadamente. El panorama después de dar los primeros diez pasos era desolador, Cary Grant en medio de la nada esperando la avioneta. Una nave industrial gigante con tres tubos metalizados en medio con los patrocinadores habituales en grande excepto las Pulpeiras de Melide. Y lo ves venir todo. Alguna pantalla plana, un poco de arte digital (supongo) allá en aquella esquina, mucha publicidad de una empresa que fabrica sillas, y nadie explicando nada-algo. Si se busca crear una feria de artes digitales para el gran público, es fácil pensar cual será el 95% de ese gran público y su relación con las artes digitales. Enseñadselo, explicadselo, provocadlas, para que lo entiendan o no, para que lo disfruten o lo rechacen, pero no esa indiferencia pegajosa. Muy pocos visitantes mirándose los unos a los otros tratando de confirmar que aún había otro más perdido. Aquello no se lo creía nadie y ese era el ambiente.

Pero prefiero felicitar la inciativa y desear que tenga continuidad aprendiendo de los errores. Los conciertos y el programa escénico (u-las cadeiras!?) fueron de bastante calidad y ahí si hay que felicitar.

Lo mejor:

Javier Martín, creador y bailarín de danza contemporánea coruñés. Interpretó CsO[Cuerpo sin Órganos] y emocionó a mi madre presente, premio. La sensibilidad a flor de piel incluso posó para lo foto.


Peter William Holden y su instalación Arabesque. Sin duda la obra más conocida, atractiva y espectacular de la feria, malamente situada en el último rincón, donde el visitante llega cansado y saturado. Clamaba la falta de un andamio para poder verla desde arriba, es lo suyo, y elevar los altavoces y el volumen. Piernas ortopédicas bailando al ritmo de Stauss, lo grotesco es hermoso. Parecido, Singing in the rain, con paraguas.






También mención especial para Quarks de Raquel González con Brais Morán a la guitarra, aquí no soy imparcial y un conciertillo que cerró el taller de música electrónica que dio Tony Blunt en el que cantó una chica de la que no me quedé con el nombre y cantaba de maravilla. Con esto no digo nada pero ojalá pase alguien por aquí que lo sepa.

6 comentarios:

  1. Que buena descripción del ambiente y las personas, muy gráfico. Me parece muy impactante lo de las piernas y la música le da un gran marco. Saludos!

    Mario.

    ResponderEliminar
  2. Bueno tu post,como siempre trasmitiendo....

    Me he reído mucho con tu comentario en mi blog de la verdadera hº de la ventana, la he añadido y transformado..
    Mi hª trascendente de la deseperación...ZAS!!!
    No hay nada como un buen final...

    ResponderEliminar
  3. Muy interesante Javier Martín. A ver si viene por Madrid y voy a verlo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Si no me equivoco es Iris Aneas
    Nuestra crónica del Move
    He caído aquí desde music is the answer porque descubrí que nos estaban linkando a nosotros (FFW)...
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  5. A mandar!
    Voy a seguir tu blog, a ver que tal :)

    ResponderEliminar