30 agosto 2010

Hacer carrera

En las dos capitales del arte contemporáneo, Nueva York y Londres hay aproximadamente cuarenta mil artistas residentes en cada una. De esos ochenta mil, setenta y cinco son artistas superestrellas con ingresos de siete cifras. Por debajo de ellos están unos trescientos artistas maduros que tienen éxito, que exponen en importantes galerías y obtienen unos ingresos de seis cifras por su trabajo. En el siguiente nivel, hay unos cinco mil artistas que tienen algún tipo de representación, en su mayoría de una galería establecida, y que complementan sus ingresos a través de la enseñanza, la escritura o una pareja que los apoya. Se cree que habitualmente hay unos quince mil artistas vagando por las calles de Nueva York buscando representación de alguna galería, y la misma cantidad aproximadamente en Londres. 

Esta cifra en realidad aumenta cada año debido a la publicidad que se da a los elevados precios que obtiene el arte contemporáneo (…) una mayor demanda de arte percibida produce una mayor oferta de creadores de arte (…) La mayoría de marchantes y galerías establecidas prestan escasa atención a los artistas que llaman a sus puertas. En lugar de ello, buscan nuevos artistas visitando estudios de pintores y exposiciones de graduados de escuelas de bellas artes, o siguiendo las recomendaciones de los actuales artistas de la galería. A partir de estas fuentes y frías llamadas una galería puede ver diapositivas u obras completas de una docena de artistas nuevos cada semana, aunque sólo escoja a uno o dos cada año. (…) Llegar a esa cumbre es una cuestión de talento, suerte y sobre todo marketing de marca.

Don Thompson en El tiburón de 12 millones de dólares. Ariel, 2010.

3 comentarios:

  1. Joder Andrés, que bonito nos lo pones....

    ResponderEliminar
  2. Persevera Federico. De todas formas, el post se iba a llamar "Hacer carrera en el mercado capitalista del arte contemporáneo", nada más.

    ResponderEliminar
  3. ffuuiiiiuuu... me quitas un peso de encima..

    ResponderEliminar